¿Cuál es la forma más efectiva de enseñar programación a los niños, conseguir que les guste y que aprendan? El Método Play Code se basa en aprender y divertirse, pero también se basa en mejorar sin parar nuestros cursos de programación para niños.

Por eso nos gusta ponernos a prueba. ¿Cómo podemos mejorar?

Leyendo una página de preguntas y respuestas sobre este tema, encontramos interesantes reflexiones.

La respuesta más votada destaca estos puntos:

  • Hay que enseñar de una forma que interese a personalidades muy distintas, porque no todos los niños van a estar interesados en programar (como decíamos hace unos días).
  • Los niños (y cada vez más, los adultos) tienen intervalos de atención limitados. Se aburren con facilidad si lo que tienen entre manos no les interesa. Así que cuanto más se trate como un juego que les interese, más aprenderán.
  • Hay que tener en cuenta la capacidad de aprendizaje según su edad. A los 11 años, los niños han alcanzado aprox. la mitad de su volumen cerebral total, pero están en el pico de neuroplasticidad.

Además, este ingeniero de software recomienda Scratch. ¿Por qué? Porque Scratch combina el aprendizaje con un entorno muy divertido y muy creativo, ideal para niños.

Para finalizar, en una nota comenta que está totalmente de acuerdo con comenzar por establecer una base de lógica y pseudo-código.

¡No sobra decir que en Play Code Academy clavamos todos estas recomendaciones!

En otra respuesta, una educadora comenta algo en lo que merece la pena hacer énfasis. Dice:

Programar es una habilidad superficial, pero el proceso de aprender a programar desarrolla habilidades más profundas, transferibles (a otras áreas).

Esto es algo que ya he comentado en varios artículos. Lo importante no es conocer Scratch a fondo, o saber todos los entresijos de la programación de un robot concreto. Sino integrar los fundamentos de la programación y su lógica.

Ese pensamiento estructurado es súper útil para aplicarlo a cualquier lenguaje de programación que se quiera aprender en el futuro, y a muchas otras áreas.

Algunas de estas habilidades más profundas que destaca esta educadora son:

  • Los cimientos para aprendizaje continuo.
  • Despertar la curiosidad y la creatividad en los niños.
  • Convertir a los niños en creadores e innovadores.
  • Desarrollar la perseverancia mediante la prueba y error inherente a la programación.
  • Centrarse en el objetivo primero, y luego buscar las herramientas para conseguirlo (siendo eficientes).

Conclusión

Se mencionan luego robots programables, ideales para los niños por interactivos, y otras herrramientas. Muy interesante, pero quería hacer hincapié en los puntos anteriores, porque son la esencia de Play Code Academy.

Si tienes cualquier sugerencia para mejorar nuestros cursos de programación, ¡cuéntanosla en los comentarios!